InVisible II  (2012)

Serie de 10 fotografías con tatuajes con frases sexistas en 10 idiomas diferentes. 

IN-VISIBLE examina el rol del lenguaje en la perpetuación del sexismo en diferentes culturas.

In-Visible es una serie fotográfica que tiene como  propósito evidenciar el sexismo en el lenguaje e invitar a lxs espectadorxs a reflexionar sobre las etiquetas y los roles asignados en relación a su género. La serie es una metáfora visual sobre el uso del lenguaje, el cual perpetúa la conducta misógina que permea tanto la cultura Latinoamericana como la del resto del mundo. Aquel sexismo escondido bajo las frases de uso cotidiano como: “Lloras como niña” moldean el inconsciente colectivo a manera de perpetuar el machismo que nos afecta a todas las personas y en donde una de ellas adopta la postura del poder opresor. Dichas frases son tatuadas en postproducción sobre lxs sujetxs retratadxs, emulando su permanencia en nuestro inconsciente.

 

Ésta edición 2012 es la segunda etapa del proyecto In-Visible iniciada en el año 2010. La serie de 10 fotografías muestra a participantes de diferentes partes del mundo con tatuajes de expresiones comúnmente usadas en sus países de origen, siendo una muestra de los 5 continentes, evidenciando que la problemática es a nivel mundial.

Documentación: Exposición en el Espacio México de la Embajada de México en Montréal, CAN, 2012. 

Texto curatorial - Exposición en el Espacio México en Montréal, CAN, 2012.

La exposición In-Visible de la artista mexicana "Cerrucha" hace visibles pensamientos y afirmaciones que creemos, a primera vista, normales. ¿Pero qué es lo que constituye la norma? ¿No se tratará más bien de convencionalismos? ¿Quiénes fijan estas normas? ¿A quién se dirigen estos convencionalismos en su proceso discriminatorio? ¿A quién aluden?

“Cerrucha” forma parte de una generación de jóvenes artistas feministas que se hacen cuestionamientos sobre el uso del lenguaje y su contenido sexista o machista, que va más allá de un idioma en particular, más allá de fronteras y territorios, más allá del sexo o género construido como lo plantea la teoría del Queer gender ; es decir, lo que supone ser mujer u hombre, los juicios respectivos asociados a los patrones educativos del rol del sexo biológico y del  género sexual, ambos siendo construcciones políticas.

In-Visible fue inicialmente un proyecto fotográfico, originado en el 2009 con el objetivo de denunciar el machismo en México. Fue exhibido en lugares públicos (el metro, las calles) de la Ciudad de México. El uso de papel periódico evoca la transmisión en serie de diversas ideas dirigidas hacia una gran parte de la población y utilizadas con el fin de re-educar a la sociedad.

La exposición In-Visible presentada en Montreal tiene como objetivo sensibilizar al público sobre los convencionalismos sociales que debe adoptar, según la sociedad, de acuerdo con su sexo biológico. Es decir, según la artista, el lenguaje utilizado por todos y todas perpetúa una conducta misógina, sexista, incluso machista. Pronunciamos frases sin pensar en su significado, que son huellas de una educación de género y de discriminación que afectan tanto a las mujeres como a los hombres, respecto del principio fundamental de que todos somos seres humanos iguales.

Expresiones como Esto no es un juego para niñas o Mi marido me deja trabajar se puede leer en la piel  de los participantes del proyecto, ejemplos de declaraciones sexistas que perpetúan la división entre los sexos y los géneros. Para la artista, la frase Todos los hombres son iguales sería incluso un pensamiento machista, si la persona que la pronuncia es de sexo femenino y se asume entonces en una posición de autoridad sobre el grupo social masculino.

Al igual que el poder patriarcal impuesto históricamente por los hombres hacia las mujeres, el machismo sería promovido en este caso, por otros individuos que adoptan la postura del poder opresor. El patriarca tiene la posibilidad de alienar a cualquier ser humano, dirían las teorías feministas, lo cual ocurre en este ejemplo.

El tatuaje se asocia a menudo con los criminales o el poder de pandillas callejeras. En esta exposición se utiliza como un símbolo que preserva las diferencias entre las personas, como algo que penetra en la piel y que finalmente, se convierte en parte de la persona misma volviéndose permanente. Como si lo que pensamos y afirmamos nos representara. Hoy en día es posible borrar un tatuaje, la mentalidad discriminatoria seguiría el mismo proceso de desaparición en este proyecto si el público se permite reflexionar sobre la educación de género recibida, independientemente de su identidad.

Curadora: Anithe de Carvalho

Traducción del Consulado General de México en Montreal.

© 2020 CERRUCHA